Por qué NO al Zoo Yastay

Historial de muerte y abandono

El zoo Yastay tiene sus orígenes en la familia Rodríguez, que eran propietarios de un circo con animales en la década del 80. A finales de esta década, en 1988 comienza a gestarse la idea de un zoológico. Por lo que el municipio conducido por Mario Santander, le concesiona a la ONG creada por el Veterinario Jorge Rodríguez un predio para tener animales, ya que su familia se radica en la Capital de La Rioja.
Este predio enmarcado en el Yacampis, un sector tradicional de la capital, fue entregado a una ONG sin el control municipal, aun cuando el municipio mantenía el predio y los animales. El zoo fue creciendo en el número de animales especialmente felinos, donde siempre estuvo enmarcado por cuestiones oscuras como la venta de felinos, según cuentan los dueños de circos que venían de paso por la Rioja. Nadie aun, reclamaba el cierre del zoo. Las concesiones eran renovadas, el Veterinario y Director del Zoo, Jorge Rodríguez se jactaba de que el zoo era privado, al menos todos los animales eran de su propiedad.

Los años y las gestiones municipales pasaron, pero el zoo seguía bajo la Dirección de Rodríguez, aun cuando empezaba a cuestionarse la existencia del zoo. Ya se tenía conocimiento de que pasaron muchos animales por este zoológico, y actualmente solo queda un número muy inferior al original.

En el año 2003 asume el Municipio Ricardo Quintela; El Director es ratificado y el zoo era un atractivo y era promocionado por el municipio, donde también se concesiona nuevamente el uso del predio municipal.
En este periodo se empieza a contar la historia más cruda, al menos conocida y documentada del zoo Yastay. Por las reiteradas muertes y escapes de animales (adjunto links de notas periodísticas).
El trafico disfrazado de intercambio o donación fue también característica de esta etapa, como fue la donación de tigres (3) y un oso en año 2010, cuyo fin era reproductivo.
(Se adjunta nota)

www.rioja24.com.ar/2010/06/el-zoologico-de-la-rioja-tiene-nuevos-animales/

Cuando empieza a pedirse de manera difusa el cierre, fue cuando el cachorro de león llamado Zupay contaba con 2 años de edad, se escapó en reiteradas oportunidades, al menos 3 veces, creando alarma en la comunidad, teniendo en cuanta que es una zona totalmente urbanizada, el león ataco y mato a un perro con dueño, también mato a animales del mismo zoo. El desenlace fue que el león fue acribillado por efectivos de la policía por que no se contaba con elementos ni sabían comó contenerlo. Siendo repudiable que efectivos posaran en fotos con el león acribillado por al menos 10 disparos. Este hecho histórico da un inicio a la lucha por el cierre del zoo.
(Se adjunta nota prensa).

www.losandes.com.ar/noticia/rioja-sacrificaron-leon-escapo-veces-mato-animales-590153
www.fenix951.com.ar/nuevo_2013/noticia.php?id=23771

Otro hecho lamentable fue el ataque de una osa pardo en mayo 2013 a una niña de 2 años, a la que le mordió una mano, por lo que necesito cirugía estética. Ataco a través de la reja, que era precaria y accesible para el público, sin ningún tipo de personal del zoológico.

www.larazon.com.ar/actualidad/Insolito-zoologico-paseo-mordio-mano_0_464100133.html

Luego de estos hechos se decidió el cierre para remodelar el cuestionado Zoo. Inversión que le costó a la comuna 9 millones con un valor extensivo total de 13 millones de pesos. Inversión que no trajo grandes cambios, no se vio reflejado en ninguna mejora, salvo fachadas y pintura en jaulas.

Lo “tragicómico” fue que los animales no pudieron ser retirados de los recintos y corrieron con la mala suerte de ser manchados con pintura, los monos estaban pintados de verde. En materia de infraestructura el predio siguió manteniendo la pobre estructura para situaciones de emergencias o tratamientos de animales. En esta época el zoo contaba con 430 animales, cifra oficial. Durante este periodo se realizaron cruzas de felinos, lo resultante fue la especie (inexistente en el ámbito natural) de ligre, una mezcla de león macho y tigre hembra; Hoy el zoo cuenta con al menos 2 ligres.

Luego de la inauguración en noviembre 2014, se cambió el nombre, pero no el paradigma, ahora se llama “Parque faunístico Ecológico Yastay”, un eufemismo para disfrazar el maltrato y encierro, ahí fue cuando el reclamo por cierre del zoo empezó a crecer. Desde diversas organizaciones, proteccionistas, ambientalistas y animalistas se empezó a dar un marco de acción para el cierre del zoo. En ese marco el cuestionado Director es suspendido de su cargo, a lo cual se sospecha que actúa en las sombras.

Ya en el año 2015, siguen muertes de animales a veces reconocidas por autoridades y a veces no, como fue la muerte de una leona por un “paro cardiorrespiratorio”, sin informe público del veterinario Manuel Lacasa, que no cuenta con experiencia ni especialización, así también un mono sin especificar su especie.

En su momento el proyecto de cierre y reconversión del Zoológico de Veganos LR a lo que se suma la Fundación Igualdad Animal, fue presentado ante el candidato Paredes Urquiza, el cual lo utilizo como promesa de campaña proselitista. Este candidato termino ganando las elecciones.
(Se adjunta nota)

www.fenix951.com.ar/nuevo_2013/noticia.php?id=40518

aredlarioja.com.ar/noticia.php?id=10552#.VqUg15p961s

Ante la nueva gestión del Dr. Alberto Paredes Urquiza en diciembre de 2015, donde la transición política fue pagada por los animales, a fines de la anterior gestión y la nueva mueren al menos 6 equinos reconocidos oficialmente por el Secretario General Heber Sirerol, aunque otras informaciones hablan de 9 equinos. Ante esto el municipio anuncia prematuramente el cierre del zoológico, sin tener un marco ni un programa de acción para tal objetivo, tan es así, que los funcionarios nos dicen “vamos a ir viendo”.
(Se adjunta nota)

www.clarin.com/sociedad/decadencia-zoologicos-cerraran-Rioja_0_1487851468.html

www.municipiolarioja.gob.ar/noticias/item/13-el-municipio-anuncio-el-cierre-progresivo-del-zoologico

laredlarioja.com.ar/noticia.php?id=10552#.VqUg15p961s

Ante esta crisis, se formó una plataforma animalista donde ongs, voluntarios y organizaciones piden el cierre del zoo, de una manera seria, responsable y aplicable, entre las que están Veganos LR, Fundación Igualdad animal alitas verdes, ALVA (asociación de lucha por la vida animal), Proyecto 4 patas, Fundación Eco huellas, voluntarios independientes y Organizaciones nacionales como #SinZoo.

Al día de hoy el zoo no tiene una sala para atención de los animales, ni consultorio veterinario. Ni recintos especiales para crías ni cuidadores especiales. Testigos presenciales vieron un cachorro de puma en la veterinaria privada del Dr. Manuel Lacasa, veterinario actualmente del zoo, cuando fue consultado por esto, el respondió que separo al cachorro por que los felinos en cautiverio pueden matar a las crías, nunca por que el cachorro estaba en una clínica privada, y no el zoo con cuidadores.

Ante la convocatoria del Intendente para el día 28 de diciembre para concurrir al zoo y explicarle la propuesta, en la misma recorrida se comprobó el estado de abandono del zoo, a tal punto que había un lagarto overo muerto en un pozo que funciona de recinto para tortugas. Especie protegida por la ley nacional de fauna.

El predio cuenta con poca vegetación, haciendo que el padecimiento del encierro sea peor, considerando que las temperaturas a veces superan los 50 grados centígrados. Las jaulas son precarias y también carentes de vegetación convirtiéndolas en un micro desierto. Muchas de ellas poseen de pisos de concreto, por lo que no tiene tierra o pasto para lograr refrescarse, como sucede con el león americano, que tiene su jaula de 4 por 4 mts totalmente cementada. El recinto tipo pozo de los leones africanos no tiene ni un solo árbol, ni vegetación alguna.

Los animales de fauna corren con la misma suerte, cerdos y chanchos del monte comiendo restos de huesos de pollo en estado de putrefacción. Los bebederos con poca o nada de agua, como el caso de la comadreja overa la cual vimos el día 26 de diciembre 2015.

A esto le súmanos la quema de basura a cielo abierto, restos óseos de animales, los recintos en condiciones de limpieza deplorables. El zoo cuenta con un matadero donde se faenan animales principalmente equinos que son dados a los felinos. Este matadero no cuenta con las normativas exigidas por Senasa, además de que no hay tratamiento de residuos orgánicos, estos son tirados en un pozo al aire libre.

Entre noviembre y diciembre (2015) han muerto al menos de manera oficial 8 animales. Si a esto le súmanos un lagarto overo y 3 equinos mas según nos comentan los empleados nos da un total de 12 muertos, y había una comadreja en muy mal estado, lo cual no fue reconocido por funcionarios; Los equinos murieron de causa desconocida aparentemente por contaminación de agua o comida, pero su informe veterinario nunca fue publicado. Pero no conforme con esto varios de estos equinos fueron faenados para los felinos, algo descabellado.
La actual gestión del zoo a cargo de Diego Mediavilla, alguien a quien se desconoce su trayectoria profesional en relación a la temática.
Las muertes no son excepcionales, sino que se tratan de algo común, si contamos la cierva muerta en 2014 dando a luz, un cerdo y aves en ese mismo periodo nos resulta un lugar de terror y muerte.

En cuanto a la higiene y seguridad, según nos cuentan los empleados el zoo no cuenta con un protocolo de seguridad ni cuidados de higiene. Los cuidadores tienen miedo de entrar a las jaulas, sumando que no poseen instrumentos con comunicación entre ellos, ni tranquilizantes, no se ven matafuegos. Sumado que a que gran parte del personal esta precarizado laboralmente. La atención veterinaria es muy pobre, dado que mueren animales sin atención por ejemplos caballos e iguana. La falta de presupuesto o el desvió de este, hace que el zoo gaste en alimento para los animales $160 mil por mes, y por mes recauda 6 mil, una cifra que no contrasta con la realidad, dado que el zoo es visitado por 30 o 50 personas como mucho por fin de semana.

SUBIR